Liberan un poco de tensión antes de entrar a cirugía

Pacientes pediátricos del INERAM entran a quirófano en vehículos manejados a control remoto, a modo de distraerlos del procedimiento al que serán sometidos. Con esto se libera la ansiedad y el temor que refiere una cirugía. 



El Instituto Nacional de Enfermedades Respiratorias y del Ambiente (INERAM) implemento el traslado de pacientes pediátricos para cirugía, en vehículos manejados a control remoto, con el objetivo de bajar la tensión del momento y entrar con menos temor a la sala de cirugía.

La institución cuenta actualmente con un auto a control remoto, y los niños suben al juguete simulando que van manejando en un auto desde su sala de internación hasta el área de cirugía para que el paciente mejore el ánimo y elimine las tensiones.

El área de cirugía recibe habitualmente a pacientes de todas las edades y lo que se busca es que el quirófano se vea como un lugar más amigable, el traslado sea como una aventura y la separación entre los niños y los padres sea más llevadera y tranquila.

En el INERAM se realizan habitualmente cirugías de varios tipos e incluso procedimientos endoscópicos y de extracción de cuerpos extraños que fueron engeridos por broncoaspiración, consiste en la aspiración accidental de sólidos o líquidos por la vía aérea.